Guayaquil ante el golpe en Paraguay (comunicado)

Comunicado en el diario El Ciudadano de Ecuador

Comunicado en el diario El Ciudadano de Ecuador

La interrupción del proceso democrático en la República del Paraguay con la destitución de Fernando Lugo pone en tensión el presente y futuro de nuestros pueblos suramericanos.

El común denominador en todos los intentos destituyentes en la región es el interés de los grupos concentrados y monopólicos por recuperar el control de la economía que perdieron en manos de los representantes que eligieron sus pueblos en actos electorales libres, democráticos y participativos. Ese interés se expresa con fuerza en la operación que los poderes fácticos de cada país ensayan todos los días para limitar la capacidad política de los gobiernos populares.

El abrupto modo con el que se interrumpió el mandato presidencial de Fernando Lugo, se une con hechos como el golpe de 2002 en Venezuela, las trampas que impidieron el acceso de López Obrador a la presidencia de México en 2006, el derrocamiento del hondureño Mel Zelaya en 2009 y el intento golpista en Ecuador en 2010. En esa línea pueden sumarse los incesantes embates contra los gobiernos de Argentina y Bolivia así como el grave conflicto entre Venezuela y Colombia.

Estos sucesos deben mantener en alerta a los pueblos, a sus organizaciones libres, partidos políticos, militantes, dirigentes e instituciones. Más que nunca, es imprescindible la organización popular y la vitalidad de articulaciones sociales y políticas como la Cumbre de los Pueblos, el Foro Social Mundial, el Foro de Sao Paulo, el MERCOSUR, el ALBA, la UNASUR y la CELAC para garantizar condiciones de independencia y autonomía en los procesos de liberación de nuestras naciones.

Acompañamos al pueblo paraguayo en esta instancia de dolor signada una vez más por el autoritarismo. Y comprometemos desde nuestra modesta trinchera todos los esfuerzos en aras de seguir construyendo una Patria Grande libre y soberana.

“Revolución es sentido del momento histórico; es cambiar todo lo que debe ser cambiado; es igualdad y libertad plenas; es ser tratado y tratar a los demás como seres humanos; es emanciparnos por nosotros mismos y con nuestros propios esfuerzos…” Fidel Castro (1 de mayo de 2000).

Sergio Fernández Novoa – Gonzalo Carbajal – Diego Pascual – Daniel Giarone

Guayaquil – Centro de Estudios y en Política y Comunicación para América Latina.

www.centroguayaquil.com

Deja un comentario

*